El Aston Martin DB9 se lanzó en 2004, fue el primero en salir de la nueva fábrica de Gaydon de la que para mi, es la MARCA de automóvil con mas clase de la historia. DB David Brown antiguo propietario de la marca ha mantenido las iniciales de varios modelos hasta la actualidad con el increíble DB11.

 

El DB9 mantuvo hasta su última versión un motor V12 de 450 cv, este motor ha sido modificado y mejorado a lo largo de los 12 años que este modelo estuvo en venta, es el último modelo con un motor 100% Aston Martin, luego llegarían los motores mercedes, motores mucho mas fiables, pero sin alma.

 

Cualquiera que me conozca, sabe que la marca de Gaydon es mi marca fetiche , la marca de coches que engloba todas la cualidades de lo que entiendo por una obra de arte, o mejor dicho, entendía, desde que la marca se incorporó al grupo mercedes y tras ceder a la moda del SUV, la marca ha perdido su alma, vendida al cliente americano y chino, como tantas otras marcas hicieron anteriormente.

En 2007, en plena burbuja, cuando todos nos creíamos Gordon Gekko, y donde todos teníamos claro que ser rico era un objetivo y no un sueño, probé el que seria mi único Aston Martin en mi ya casi 50 años de existencia, un DB9 coupe gris, el flechazo fue inmediato, el sonido (el cual como un buen perfume aún recuerdo), el olor de la tapicería, la línea del coche, los detalles, tuve la misma sensación que en mi primera visita a NY, o la primera vez que leí el Quijote, o la primera vez que probé y supe degustar un buen vino maridado con una buena carne.

Los sueños deben ser alcanzables, o deben ser platónicos, como los amores, el DB9, ahora esta en esa delgada línea de lo conseguible, y lo platónico, por poco mas de 40.000 euros, encuentras unidades en muy buen estado.

He de reconocer, que desde hace años, de ahí que alguno me recordara que si dentro de mis 6 debilidades no figure la de los coches o motos, estos artículos, son como diría Briatore, un lujo innecesario, donde poseerlos es de gente sin clase, y alquilarlos de personas inteligentes. Pero el DB9 es algo totalmente distinto, no lo considero un vehículo, lo considero una obra de arte, lo considero ese IWC Portofino MoonPhase de oro, ese abrigo de brioni o ese par de zapatos de Carmina, obras de arte que se deben tener, guardar, admirar y dejar como parte de tu paso por este mundo.

Y repito, no es la marca, inalcanzable para alguien como yo, es el coche, es el modelo, es la suerte de a diferencia del Vanquish, ser un modelo muy devaluado entre coleccionistas, no es su valor económico, es su valor emocional, los vinos, el arte, los lugares son lo que son, porque nosotros le damos el valor que le damos, no tengo nada que valore por su valor monetario, lo valoro por mi valor, sin más.

La pregunta es, algún día podré tener uno y recorrer a los 60 a los 70 a los 80 y a los 90 años las costas españolas y las carreteras secundarias de la meseta Riojana o la Toscana Italiana, quien sabe, pero que esta en mi lista de objetos deseables, no lo duden, y no como vehículo o medio de transporte, simplemente como obra de arte.

 

 

 

 

 

Leave a comment

Estilo y Finanzas. All Rights Reserved.